Alrededor de 100 familiares y funcionarios de la compañía que perdieron a sus seres queridos en el incendio del primer estudio de Kyoto Animation se reunieron el sábado para conmemorar el primer aniversario de uno de los peores crímenes de la década en Japón, en cuál 36 personas perdieron la vida.

El evento conmemorativo fue celebrado en la zona donde estaba ubicada el primer estudio de Kyoto Animation, estudio que ya fue demolido. El presidente Hideaki Hatta se comprometió a reconstruir la compañía y comento lo siguiente:

«Ser uno de corazón con nuestros amigos, sus familiares y aquellos que nos apoyan, avanzaremos paso a paso, aunque lentamente «.

Dirigiéndose a la ceremonia en el lugar, uno de los familiares presentes leyó un mensaje, diciendo:

«No tenemos otra opción que seguir viviendo con estos sentimientos de tristeza y soledad».

La ceremonia no estuvo abierta a los medios de comunicación a petición de la compañía, ya que se quería guardar un gran respeto a las víctimas y sus familiares.

La empresa, a la que se suele llamar «KyoAni» tanto en el país como en el extranjero, publicó un video conmemorativo que mostraba mensajes de condolencia en su cuenta de YouTube a las 10.30 horas, cuando se produjo el incendio provocado, aunque el video ya no está disponible.

El presunto responsable del incendio Shinji Aoba fue detenido oficialmente en mayo, 10 meses después del ataque, ya que las autoridades han considerado que se había recuperado lo suficiente de las quemaduras mortales sufridas a raíz del incidente.

Aoba está actualmente confinado para una evaluación de expertos para ver si es mentalmente competente y puede ser considerado responsable del crimen. Dado que su estado crítico afectó a la investigación en curso, sigue siendo incierto cuándo comienza realmente su juicio penal.

El sospechoso de 42 años de la ciudad de Saitama, al norte de Tokio, ha admitido haber incendiado el estudio con gasolina y fuentes de la investigación lo citaron diciendo:

«Pensé que podía matar a muchas personas usando gasolina».

Para los miembros de la familia, parece que el tiempo se ha detenido. Shinichi Tsuda, de 70 años, continúa sintiendo el dolor de perder a su hija de 41 años, Sachie. Ella había trabajado en animes como «Detective Conan«.

Aunque KyoAni ha advertido a sus fans que no visiten personalmente el sitio, donde una vez estuvo el estudio de tres pisos, debido a la propagación del coronavirus, se vio a algunas personas cerca del lugar presentando sus respetos.

Osamu Nonoguchi, un empleado de la compañía de 52 años, expresó su tristeza por la tragedia, diciendo:

«Espero que KyoAni supere el dolor y continúe mostrándonos animes divertidos».

Durante una conferencia de prensa celebrada después del evento conmemorativo, Hatta comentó:

«Queremos seguir creando obras que proporcionen a la gente sueños, esperanzas e inspiración».

«Nuestra capacidad de crear algo nuevo ha caído drásticamente, así que seguiremos adelante sin poner demasiada tensión en nosotros mismos», dijo. «Lo más importante de la reconstrucción no es construir un nuevo edificio, sino el corazón.»

El número de víctimas hace que el ataque sea uno de los mayores asesinatos en masa que ha ocurrido en Japón y los investigadores han estado investigando para llegar al fondo del motivo del crimen.

Las fuentes de la investigación dijeron que Aoba ha dicho a los investigadores que Kyoto Animation «le robó una novela», refiriéndose a un trabajo que dice haber presentado a un concurso público organizado por Kyoto Animation en el que acepta borradores de novelas para luego adaptar las obras ganadoras al anime.

Aunque el estudio ha mencionado que alguien con el mismo nombre que Aoba presentó una novela, niega haber basado algun anime en esta obra.

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí