Hace poco acabó la temporada verano en la que tuvimos el anime Jashin-chan Dropkick, un anime de comedia con una bruja y su chica demonio. El anime es pura comedia, nadie lo duda, pero no todos vieron el primer trailer que se había publicado de este anime en febrero, y que habrá a engañado a muchos de los que lo vieron, en el que nos presentaban un anime oscuro e intenso que nos ponía en tensión y aparentaba ser una anime de acción espectacular.

En el vídeo podemos ver a Yurine en una especie de iglesia demoníaca en la que convoca a Jashin-chan, con una gran apariencia tenebrosa como poderosa. Bien podrían haber hecho un anime de este estilo, pero disfrutamos mas viendo sufrir a Jashin-chan con sus tonterías jeje.